Conserva las propiedades del café

¿Cómo guardar el café en grano en casa?

Para almacenar el café en grano en casa y preservar sus características aromáticas y su frescura es importante tener controlados una serie de factores: aire, humedad, calor y luz.

AIRE: La exposición del café al oxígeno es uno de los principales factores que se recomienda tener controlados, ya que los granos de café se deterioran y se oxidan. Si utilizas café en grano es recomendable que cuando guardes el café en casa separes una pequeña cantidad de consumo inmediato o diario en un bote o frasco, y el resto lo guardes en un recipiente más grande.

HUMEDAD: No solo la humedad del ambiente sino también los cambios de temperatura de la casa, ya que pueden causar condensación y deteriorar el café. Por esta razón es recomendable guardar los granos de café en un bote cerrado herméticamente dentro de la nevera.

CALOR Y LUZ: Las altas temperaturas del ambiente y a veces de los elecotrodomésticos que se usan a diario provocan cambios de temperatura de manera frecuente y facilitan la oxidación del café y la pérdida de sus aromas esenciales. La mejor recomendación es guardar el café en el lugar más fresco de la casa, que puede ser desde la nevera hasta un armario de la despensa, y lo más bajo posible, asegurando que no haya ninguna fuente de calor recerca.

El lugar debe ser oscuro para evitar el contacto con la luz.

HÁBITOS DE CONSUMO: El cierre del paquete es otra de las principales causas de la pérdida de los principales aromas del café, así que se recomienda cerrar bien el paquete y  a poder ser guardarlo dentro de un envase con tapa salva aromas o cierre hermético.

La cantidad de consumo también debe ser acorde al consumo semanal del núcleo familiar.

Mi carrito
  • No hay productos en el carrito